Finales abiertos.

Hay quienes los odian pero también estamos a los que nos encanta una buena sorpresa con final abierto. Quiero decir, no es secreto para ninguno que los finales abiertos pueden hacer la carrera de un escritor cuando sabe emplearlos bien. Nada de esas porquerías en novelas en las que enredan la trama hasta más no poder y ya luego, antes de dar la historia como un caso perdido sueltan un final abierto sin pies ni cabeza, como diciendo “yo ya hice mi trabajo, ahora tú ve qué haces con eso”, y no.

La emoción en el final abierto, a pesar de que está en dejar al lector haciendo conjeturas, es darle las herramientas para que la historia reciba un final digno, la diversión se basa en pensar en qué fue lo que quiso transmitir el autor, pero como intento destacar, es una actividad en dos direcciones. El escritor se explota lo sesos en convertir la historia en objeto de nuestros desvelos y el lector se explota los sesos tratando de completar el final abierto. ¿Qué opinan ustedes de los finales abiertos? ¿Puedes hacer mención de manera positiva o negativa de algún libro dentro de tus lecturas con un final abierto? Nada de spoilers, claro está. Sólo mencionar el libro, y si el autor supo manejar a tu parecer el final abierto o no.

2018-03-09 06.00.55 1.jpg

Es cierto que esta semana me he enfocado en todo menos en la lectura 😦 veo una dieta en mi futuro.

P.D: Ya pueden ver mi widget para Goodread, y como ya saben, también me pueden encontrar en instagram.

x

Paula

Advertisements

Bueno, no importa. Me agrado yo misma lo suficiente.

¿Que por qué eres así?

Porque soy una persona. Ante todo, soy una mujer. Como una flor, por momentos pierdo todos mis pétalos, desprotegida, y con el perfecto estímulo vuelvo a florecer. Es verdad, te estoy mintiendo. De esas mentiritas blancas que dices pensando que se va a marcar una diferencia. Pues no, soy silvestre. Crezco de forma natural y sin intención alguna. Pero espera, ni creas que por eso me estanco. Fluyo como el agua, soy amorfa y tan clara que te puedes reflejar en mi. Date cuenta, el mundo es tuyo, y aquí todo es juzgado por su apariencia; lo que no se ve no cuenta.

Sin título.png

x

Paula

P.D: ¿Qué te pareció? me encantaría un feedback de los expertos (Marina, Sara, Karem, Rubén, mabm, y muchísimos más), esto sólo por nombrar a algunos de los escritores con los que estoy más familiarizada, pero va dirigido a todo el que considere la escritura como parte de sí. Primero que nada, la escritura de este tipo no es lo mío, pero al fluir como el agua, no hay razones para no intentarlo. No pretendo inmiscuirme en la poesía, pero sí explotar el expresionismo mediante la palabra. ¿Existe algo llamado “expresionismo verbal”? Necesito ayuda con esto. ¿Qué nombre le pondrían ustedes a esta nueva faceta? Mil gracias a todos los que se tomen el tiempo (para mi no hay moneda más valiosa) para leer y comentar con intención de aportar algo.

Me encanta cuando una mujer es capaz de hacer su vida sin envidiar a otra, sin querer dejar mal a otra, sin dañar con actitudes o comentarios la reputación de otra.

La pregunta no es quién me lo va a permitir, sino quién va a detenerme.

Ayn Rand.

Todas somos mujeres en un mundo en constante evolución. ¿Cómo puede ser que en la sociedad actual la mayor cantidad de limitantes para una mujer sean impuestas por otra? Qué bonito es preocuparte genuinamente por la seguridad de otra; ayudar a otra a mejorar en su área y otros aspectos; alegrarte cuando otra supera obstáculos. ¿Piensas que lo que es bueno para una también es bueno para otra?

Sin título.png

Se que quizá este no es el giro que se esperaban al comenzar a leer esta publicación, pero siento que es algo que debe ser dicho. Me incomoda enormemente cómo se emplea en la actualidad el concepto de la palabra feminismo. A mi parecer, lo que representa la palabra es lo que quise plasmar en el párrafo anterior. Somos mujeres, debemos actuar como iguales y no como enemigas, tampoco quiere decir que aplastemos al otro sexo, ni que debemos ridiculizar o menospreciemos los actos de caballerosidad. Una vez más, las actitudes que nacen de una persona, no deben exigirse y tienes la libertad de decir gracias y tomar el asiento en el metro, o decir gracias, estoy bien así.

x

Paula

Golpe de realidad.

Como muchos sabrán, la situación en mi país va de mal en peor. Las consecuencias nos golpean directamente a los que trabajamos por un mejor futuro y país.

Muchos probablemente me juzgarán con lo que voy a decir, definitivamente no busco crear polémica ni nada por el estilo, y además de que no los conozco, no quiero que nadie se vea aludido.

Veo ABSURDO y algo repulsivo como personas, sean del país que sean se atreven a decir cosas como que están a favor de la “revolución” y el “socialismo”; se meten hasta con el capitalismo de sus propias naciones y usan términos como “la guerra económica”. Quiero decir, si te parece tan chévere lo que promocionaban aquí ¿por qué no te vienes? Y recibes un poquito de tu medicina.

Como dije, no quiero entrar en polémicas y sin embargo, estoy tirando una descarga. Ya que estamos, voy a dar mi opinión. El socialismo promocionado por Chávez es la vil excusa de la gente perezosa. Lo único que hizo en mi país fue crear generaciones de gente cómoda, que le encanta recibir algo por hacer nada, basándose en el odio y resentimiento de las clases sociales más bajas, bajo la consigna de “Patria, socialismo o muerte”, digo, si eso les parece algo bonito…pero por supuesto, una economía en el que le das poder a los incapaces, en un país donde el flujo de dinero es exorbitante, vamos, conseguiste a la vaca a la que ordeñar por más tiempo. Luego de 20 años, no se sostiene. Acostumbraste a la gente a que estudiar es una pérdida de tiempo, que los caminos verdes siempre son una mejor opción, que no pierdes tanto tiempo y el ser corrupto y delincuente no va a traer consecuencias inmediatas, con la misma entregaste poder a los delincuentes. No quiero imaginarme que en mi país una estudio o una estadística revele el porcentaje de asesinos que hay en la población, cuántos están dispuestos a convertirse en uno, pero qué se puede esperar, si hasta te matan por una harina pan. ¿Qué estoy diciendo? Te matan hasta por mirar mal. En fin, me salí del tema. A lo que quería llegar, a continuación les voy a exponer algunos tweets con los que si no están familiarizados con la información, van a entender un poco más.

t.png

Screenshot_2018-01-13-23-49-40

Screenshot_2018-01-17-09-46-33

Screenshot_2018-01-16-08-31-34

Screenshot_2018-01-17-09-44-10.png

Screenshot_2018-01-17-09-47-03.png

El resultado es un país desesperado y sin recursos. Si existe algo más triste que lo anteriormente expuesto, creo que debe ser el hecho de que el venezolano se ha acostumbrado a que para comer tiene que ir a 20 sitios para ver dónde consigue algo, y después terminar comprando a sobreprecio. Cuando uso la palabra “sobreprecio” es una manera amable de enfatizar el 1000% de aumento en determinado producto, traficado como droga. No nos quedemos tan cortos, es más sencillo comer que enfermarse. Mejor no empecemos con las medicinas.

Screenshot_2018-01-17-10-07-03.png

Screenshot_2018-01-17-10-10-01.png

Ahora, ya entienden un poco más de dónde venimos. Pueden ver un poco más de cerca el cáos y lo que nos espera este año como nación. Se que muchos de ustedes en sus países, probablemente conocen a algún venezolano. Somos huérfanos de patria. No somos de ningún lado. Los que se fueron, sufren por no pertenecer y los que nos quedamos también. Sólo les pido consideración, porque no es fácil venir de donde venimos, y posteriormente tocaré este tema, ya que constantemente veo videos que me erizan la piel al respecto. Lamento la descarga, pero era justa y necesaria. Y para mis hermanos venezolanos, ante todo fuerza.

P.D: El día 6 del reto, lo publicaré esta noche, bastante tarde, debido a mis ocupaciones del día y trabajo no remunerado, pero la vocación llama. Nos leemos luego, pajaritos.

x

Paula

Reseña: La mitad siniestra.

Título: La mitad siniestra.

Título Original: The dark half.

Autor: Stephen King.

Sinopsis: Cuando Thad Beaumont en pleno bloqueo creativo, después de que su novela Las súbitas bailarinas optara al Premio Nacional de Literatura y lo perdiera, decidió seguir los consejos de su mujer y publicar una serie de thrillers retorcidos y sangrientos bajo el seudónimo de George Stark, no pensó, ni por asomo, que le sería tan difícil «deshacerse» de ese otro yo que, no se explicaba cómo, había dejado de ser ficticio.

mitadsiniestra.png

Para ninguno es secreto que Sai King es por mucho mi escritor favorito. Estoy simplemente enamorada de la manera en que escribe; esa forma en que hace que todos los personajes tengan su lugar, su personalidad, su versión de los hechos; la manera en que desarrolla sus tramas sacadas de sueños y pesadillas; como es un sucker for the underdog con todos sus personajes principales que están muy lejos de ser perfectos o “buenos”. En fin, siento que al leerlo es como si escribiera únicamente para mí.

Si realmente existe un Dios y si realmente él nos hizo a su propia imagen, no me gustará pensar por qué hay tantos malditos hombres como éste, caminando tan tranquilos con el destino de tantos otros en las manos.

Lejos de ser un libro de horror, como nos tiene acostumbrados Stephen King, este libro (en otros lugares titulado “La mitad oscura”) nos acerca más a uno de sus propios seudónimos, Richard Bachman. Si tienes preferencia por el gore y te gustan las novelas policiales, este es el libro para ti. Personalmente, el personaje de Thad Beaumont me parece bastante necio, no me agrada para nada, predecible y aburrido. Su esposa, Elizabeth, es una piñita bajo el brazo pero de lo insípida que es. Mis favoritos fueron George Stark, el monstuo, me pareció bastante simpático y colorido como personaje y el sheriff Alan Pangborn que es uno de esos personajes con muchos escrúpulos y una buena historia de base. La historia se me hizo bastante más larga de lo que debería, pero debo decirlo, la narrativa de King salva cualquier historia. Por lo general es un libro bastante entretenido, para los que no conocen otro trabajo del autor, será muy bueno y los enganchará. Por mi parte, y considerando mi alta estima por el resto de su trabajo que he tenido el gusto de leer (he leído unos cuantos pero ni de cerca tantos como quisiera), este libro está muy por debajo de los demás. Sin embargo, debo decir que me encantó el toque gore de la histora.

⭐(3.2/5)

…casi siempre se llegaba a tiempo para encontrar al culpable, contemplando el desastre y preguntándose qué jodidos había hecho; cómo se había desquiciado todo con esa velocidad fatal. Incluso si el responsable se había marchado, por lo general, no estaba demasiado lejos y dos o tres testigos visuales podían relatar exactamente lo que había sucedido, quién lo había hecho, y a dónde había ido. La respuesta a la última pregunta normalmente era la cantina más cercana.. Como regla, el asesinato en un pueblo pequeño, en la vida real, era sencillo, brutal y estúpido.

¿Estás familiarizado con la escritura de King? ¿Cuál es tu novela favorita?

x

Paula

Por increíble que te parezca, amargarte la vida es un arte.

No envidio a las personas que sufren de la sublimación del pasado. Esos que recuerdan su pubertad (o niñez) con anhelo y sólo tienen acceso a lo bueno y lindo 🦄🌈
La realidad es que fue una época de inseguridad, dolor, ansiedad por el futuro y no sé cómo alguien puede extrañar alguno de esos días. Está bien, admito que estoy hablando de la mía, y fue horrible y no me gustaría volver jamás.

Agua pasada no mueve molinos.

La parte que no te cuentan, es que aquellas personas que miran el pasado a través de un caleidoscopio, son las mismas que poseen acciones inagotables en la amargura. Quiero decir, ¿por qué no se ocupan en mejorar el ahora? En lugar de fantasear por algo que ya no son y que no va a volver.

Nosotros, los de entonces, ya no somos los mismos.

Pablo Neruda

ponque.png

Yo mientras tanto, me endulzo la vida movilizando mi presente para materializar el futuro. Honestamente pajaritos, la gente es tan ilógica algunas veces😂

La Educación es el pasaporte hacia el futuro, el mañana pertenece a aquellos que se preparan para él en el día de hoy.

Malcolm X

¿Es tu adolescencia algo digno de recordar? Algún día me animaré a mostrarles una foto de mis “años dorados” y comprenderán por qué estoy tan feliz de que esa época haya acabado. Es más, si yo lo hago, voy a retar a otros a que lo hagan. ¿Son capaces de sumarse al reto pajaritos? ¿Conocen otras formas de sublimación del pasado?

Paula

x

Reseña: 1984

Título: 1984.

Título Original: Nineteen Eighty-Four.

Autor: George Orwell.

Sinopsis: Inquietante interpretación futurista basada en la crítica a los totalitarismos y a la opresión del poder, situada en 1984 en una sociedad inglesa dominada por un sistema de “colectivismo burocrático” controlada por el Gran Hermano. Londres, 1984: Winston Smith decide rebelarse ante un gobierno totalitario que controla cada uno de los movimientos de sus ciudadanos y castiga incluso a aquellos que delinquen con el pensamiento. Consciente de las terribles consecuencias que puede acarrear la disidencia, Winston se une a la ambigua Hermandad por mediación del líder O’Brien. Paulatinamente, sin embargo, nuestro protagonista va comprendiendo que ni la Hermandad ni O’Brien son lo que aparentan, y que la rebelión, al cabo, quizá sea un objetivo inalcanzable. Por su magnífico análisis del poder y de las relaciones y dependencias que crea en los individuos, 1984 es una de las novelas más inquietantes y atractivas de este siglo.

1984 no pretendía ser un manual de instrucciones para ciertos políticos venezolanos, y sin embargo…

La guerra es la paz. La libertad es la esclavitud. La ignorancia es la fuerza.

Se trata del eslogan del partido de Gran Hermano, personaje omnipresente quien gobierna Oceanía. A pesar de que nadie lo conoce, dirige con mano de hierro a través de la policía del pensamiento, manipulando todos los aspectos de la historia; tanto el presente como el pasado; la vida familiar, personal y profesional de los habitantes (sin contar a los proles, que si no son como salvajes, los representan como insectos), a través de telepantallas que se encuentran en cada una de las “casas” y que además de transmitir permanentemente mensajes del partido, permiten a la policía del pensamiento “espiar” mediante audio y video todo lo que ocurre en el recinto. Por si esto fuera poco, también controlan la manera de expresarse, a través de la neo-lengua, acortando palabras o eliminándolas por completo para suprimir el libre pensar.

1984.jpg

Winston, es un miembro externo del partido único, quien trabaja en el Ministerio de la verdad, encargado de hacer modificaciones en la historia. Con los años, va sucumbiendo al libre pensar y más adelante comienza una relación romántica con Julia, otra miembro rebelde del partido exterior. Con respecto a los personajes, debo decir que me parecieron bastante molestos. A su historia de amor nunca le vi pies ni cabeza, no se sabe cuándo ni cómo comenzó, lo interpreto más como un acto de rebeldía. Tanto Winston como Julia me parecían poco agradables. A pesar de lo interesante que me pareció esta sociedad distópica de Orwell y que debo admitir que su manera de escribir me parece bastante agradable, muchas partes de la trama se me hicieron pesadas y hasta aburridas, me tomó más tiempo terminarlo de lo que debería, y sin embargo, me pareció una novela muy buena. La mezcla del componente histórico con la ficción y un toque de imaginación fue una gran combinación. However,

⭐(2.75/5)

Quien controla el pasado controla el futuro, quien controla el presente controla el pasado.

En lo personal, la pondría en género de horror, por el simple hecho de la realidad a la que estoy sometida, y aquí les va la razón:

En mi reciente visita a la capital no pude evitar sentirme abrumada por la gran similitud de ciertas situaciones que refleja el libro. Tenía años sin visitar Caracas y ¡qué increíble la cantidad de veces que veías la misma cara de cierto político en 10 metros de trayectoria! Los caraqueños deben estar muy acostumbrados a sentir adoración/repulsión por el personaje que ven incontables veces en su día a día, pero yo no pude evitar sentirme en una historia de terror o en 1984. Más adelante explicaré “cómo se bate el cobre” como decimos por acá, para referirnos a cómo son las cosas, en otra publicación para que puedan ubicarse un poquito más en la realidad de lo que significa vivir en Venezuela.

Díganme entonces pajaritos, si ya lo leyeron ¿qué les pareció? Basándote en mi reseña, ¿qué libro me recomendarías para seguir en este hilo? Si lo deseas también puedes leer otra de mis reseñas.

Paula

x